lunes, 10 de octubre de 2011

Doña Laura, no se "pachequee"



Laura no está, Laura se fue, Laura se escapa de mi vida...

No importa que la suya sea la más alta e importante silla de Costa Rica: Laura Chinchilla no está a la vista.

Sí, está bien, la Presidenta acaba de ser operada y guarda reposo. Lo malo es que parece que ha guardado reposo desde que asumió la Presidencia, sin mayor presencia o peso en las decisiones que, para bien o para mal, se toman en el país.

Cuando acepté que era inevitable que doña Laura ganara las elecciones, empecé a verle el lado amable a su designación. No me tragué la pancarta de "firme y honesta" pero siempre la tuve como una mujer plantada, que no aguantaba mucho y que sabe hacerse oír. No sé si era infundada pero esa fue la imagen que guardé de ella durante su anterior servicio en otros cargos públicos.

Sé que aún creo, en lo más fondo de mi alma, que doña Laura no quiere ver los toros desde atrás de la barrera. Por eso, no entiendo esa "estrategia" de no hacerse oír, de no hacerse notar, de ver cómo los meses pasan de lejos, como contando los días para que termine esta embarcada en la que otros la metieron.

No quiero que doña Laura se "pachequee". Abel Pacheco es un señor buena gente pero su paso por Zapote fue un completo desperdicio, cuatro años de limbo en que el no nos movimos para ningún lado. Y no quiero que la primera presidencia de una mujer costarricense sea recordada en iguales términos.

A doña Laura me gustaría oírla opinando, dando su criterio, su punto de vista, ojalá comiéndose la bronca, con todo lo que eso implica. Sé que tiene posiciones muy personales sobre temas como la fecundación asistida, las uniones civiles entre personas del mismo sexo, la causa palestina y quisiera oír lo que tiene que decir al respecto. Es probable que no estemos de acuerdo pero para respetar sus posturas primero quiero conocerlas.
A doña Laura me gustaría verla volando fajazos, mandado para la casa a tanto choricero-mediocre-vagabundo que abunda en su administración. Doña Laura no ha destituido a nadie, todos le "renuncian", aunque sobran exfuncionarios de su entera confianza que se la pelaron suficiente como para que los hubiera echado con tremendo escarnio público... eso es lo que la gente espera de sus líderes.

A doña Laura me gustaría verla recuperando el control de la fracción legislativa oficialista, siendo ella la referente para la toma de decisiones. A doña Laura me gustaría verla con el sartén por el mango, controlando el país, imponiendo su ritmo... dándonos motivos a todos los abajo de quejarnos, de tildarla de mangoneadora, de gorrera, de impositiva.

A doña Laura me gustaría verla respondiendo preguntas, sin escudarse de un aparato de comunicación oficial hecho para blindarla de cualquier molestia (y regañando a su guardaespaldas cuando mandé a volar periodistas). A Doña Laura me gustaría verla de nuevo en las redes sociales, como tan bien lo hizo en la campaña, hablando con la gente, brincándose a los molestos intermediarios que le alteran el mensaje.

A doña Laura me gustaría oírla quejándose de que la platina es una mierda, me gustaría verla metiendo mano de verdad en esa tragedia nacional que es la CCSS, me gustaría que se le quite la maña de "no buscar culpables"... ¡Claro que hay que buscar culpables! Y cuando los encuentre, me gustaría que les pida cuentas de por qué hicieron las cosas mal y cómo repararán su daño.

A doña Laura me gustaría verla de nuevo... eso, para empezar.

4 comentarios:

  1. Esta interesante el post, lastima que se note el machismo en Costa Rica, notables en estrofas como "A doña Laura me gustaría verla con el sartén por el mango, controlando el país, imponiendo su ritmo..."

    ResponderEliminar
  2. Ya empezaron las viejas a buscar machismo donde no hay. Fijo esta persona ahorita sale con que deberia ser "el y la sarten por el y la mango".

    ResponderEliminar
  3. Un simple dicho heredado de dedcadas de uso del lenguaje... Por favor que el escritor nunca habla con machismo (ideologico) de las expresiones habria que "culpar" a la historia, el lenguaje y mil y un otras cosas diferentes, pero no a la mentalidad del escritor.

    Como dijeron arriba, lo que quieren es casi tan absurdo como "el y la sarten por el y la mango".

    En cuanto al post que es lo que importa... muy bien hecho, realmente refleja un sentir que creo que muchos costarricenses (y costarricensas? jaja) comaprtimos!!!

    ResponderEliminar
  4. Fijo fue la que pidio el salacuartaso por el himno nacional.

    ResponderEliminar